miércoles, 7 de diciembre de 2011

IV. NOTICIAS DESDE EL DORADO

Antonio de Berrio, gobernador de Trinidad,  había hecho algunas incursiones y expediciones en Guayana, llegando a fundar el fuerte de Santo Tomé de Guayana. Por algunas fuentes se había llegado a convencer de que El Dorado se encontraba cerca de donde nacía el río Caroní, afluente oriental del Orinoco.

 Berrio mandó a España a su capitán Domingo de Vera con el propósito de pedir permiso al rey y reclutar gentes para colonizar y buscar el territorio del oro, lo cual le fue concedido:

"...para hacer una notabilísima expedición de cinco navíos, en la que se alistaron más de cuatrocientas familias, mucha gente de guerra regida por veinte capitanes...y donde se embarcaron también catorce franciscanos hijos de la Venerable Provincia de Castilla..."


Partieron del puerto de Sanlucar, un 23 de febrero de 1596, con primer destino en Trinidad  y cuentan las crónicas que llegaron más de los que se embarcaron  porque durante el viaje parieron en los navíos muchas de las mujeres que entraron embarazadas. Trinidad no estaba en esos momentos preparada para albergar a las dos mil personas que habían llegado con lo que algunas partieron para Venezuela, con unas quinientas se lanzaron al desembarco en Guayana y pronto se dasató el caos y la tragedia, nada más llegar fueron atacados por tribus caribes y las escenas fueron dantescas. Lo peligroso del terreno hizo que una piragüa llena de gente entrara en un estero y se hundiera, en ella iba fray Juan de Manosalvas,

 "...fue de los primeros en caer a la región de la muerte...".

 Ataques constantes de los amerindios, hambre y enfermedades provocaron que pronto llegara haber más de 350 bajas.

De los franciscanos que partieron de Tordelaguna, aparte de la muerte de Juan de Manosalvas, solo tengo noticias de otros dos, fray Pablo Barrasa que sobrevivió e incluso volvió a España y de Fray Lorenzo de Luna que llegó a ser  Padre Provincial de los franciscanos del Nuevo Reino de Granada, territorio que incluía principalmente a la actual Colombia.

15 comentarios:

maria iholanda rondon dijo...

He visto el mapa de mi pais en tu artículo y me animo a enviarte algo de su literatura
http://mariaiholandarondon.blogspot.com

Eduardo de Vicente dijo...

Muchas gracias María, ya te haré alguna visita.

Saludos.

El Gaucho Santillán dijo...

Que epopeya.

Y todo por el oro que no existìa.

En fin. Otros tiempos.

Un abrazo.

Cayetano dijo...

Evidentemente no les esperaba allí el paraíso ni la fortuna; aunque por lo que cuentas, parece que los dos de Torrelaguna se salvaron del desastre.
Un saludo.

Eduardo de Vicente dijo...

El primer ataque de los caribes desbarató toda la expedición preparada muy chapuceramente con familias recién llegadas de la península y gentes sin experiencia en estas lides, los sobreviviente debieron de huir en barcazas hacia Venezuela y la Isla Margarita.

Saludos Gaucho y Cayetano.

La Dame Masquée dijo...

Qué valor, embarcarse incluso mujeres embarazadas. Yo no sé si tendrían la menor idea de adónde iban, o que podrían encontrar camino del ansiado El Dorado.

Buenas noches

Bisous

Eduardo de Vicente dijo...

Madame, creo que se anunciaron en Madrid a bombo y platillo, buscando gente se alistara en busca del oro, aunque Berrio luego culpase de la situación a Domingo de Vera diciendo que él solo le mandó a España a por trescientos hombres para formar la armada, presentándose en América con dos mil, muchas mujeres y niños.
Una chapuza que derivó en tremendas calamidades.

Buenas noches.
Bisous.

desdelaterraza-viajaralahistoria dijo...

...y es que lo que mal empieza, mal acaba, Eduardo. Cuántas veces se repetirían situación parecidas en busca de mito inexistente. Un abrazo.

CarmenBéjar dijo...

Quién pudiese encontrar ese Dorado que todos ansiamos.
Saludos

Juan dijo...

Jejeje ¡caramba con los de Tordelaguna! no eran tontos no, porque saber salir de rositas en ese medio es como sentirse orgullosos.
Saludos des los Madriles.

Eduardo de Vicente dijo...

DLT, en el fondo América se conquistó toda así, sin saber que había más allá.

CARMEN, uy... esas palabras, que melancólica te noto, vamos que te pilla en ese tiempo y te apuntas a la expedición...jajaja.

JUAN, uno muere ahogado arrastrdo por la corriente, dos sobreviven, de otro no sé nada, eran muy jóvenes cuando partieron.

Abrazos.

ALEIVE dijo...

Hola que tal, soy Alejandro Solorzano , Te interesa poner anuncios de texto en tus blog.
Puedes ganar hasta 100 Dolares AL MES por cada blog o web.

Le rogamos nos remita los blogs , para poder revisarlos y cualcular el nº de entradas aceptadas.



Alejandro Solorzano


Tel: (503) - 74532917



Msn / Messenger : alejandromd5@hotmail.com


Persona de contacto : Alejandro Solorzano




Saludos cordiales.

PACO HIDALGO dijo...

Fueron duros los acontecimientos, en esa selva inexpugnable y con la ilusión de enriquecerse, de dejar atrás las penurias de una vida muy difícil. En fin, me gusta esta serie de entradas sobre el dorado. Un abrazo, Eduardo.

lar-ami dijo...

Otro mito interesante que motivó descubrimientos en América fue la Fuente de la Eterna Juventud. que algunos buscaron en La Florida (entre ellos Ponce de León). Seguro que en la expedicion hubo alguien de Torrelaguna. Saludos

Jorge García Torrego dijo...

Entrada muy, muy interesante. Vamos, que no es novedad en tu blog Eduardo. Un abrazo,